30 de noviembre de 2007

El liberalismo de Ron Paul

Hace algunos días en este espacio presentamos a Ron Paul, precandidato republicano a la presidencia de Estados Unidos. Aquí el vínculo. En las últimas semanas, este precandidato ha visto un aumento de sus preferencias electorales. Las encuestas nacionales lo ubican alrededor del 6 por ciento de las preferencias en su partido. Su popularidad en New Hampshire (estado crucial en las elecciones primarias) es todavía mayor.

En los comentarios de esa entrada (aquí de nuevo) se generó una interesante discusión sobre el liberalismo de Paul. Ahora, en la blogósfera norteamericana, se está dando de manera muy intensa el mismo debate.

¿Que tan liberal es Paul? ¿En que consiste su liberalismo? Aquí, por ejemplo, las precisas reflexiones de Steven Horwitz (de quien ya hemos bloggeado, ver aquí), quien se reconoce como un liberal , en las que manifiesta su incomodidad con la postura de Paul en tres temas en particular (aborto, migración, libre comercio). Su análisis es muy bueno y vale la pena revisar las reacciones que ha generado.

Por otro lado, el Club for Growth hace un estudio sobre las posturas económicas de Paul. Aquí lo encuentras.

2 comentarios:

libby dijo...

ron paul está a favor del comercio internacional pero votó en contra del tratado de libre comercio. ¿no hay inconsistencia?

Cronos dijo...

Creo que liberalismo y progresismo son términos que no se llevan nada bien. Me parece que se debe hacer una precisión y hablar más bien del progreso. No me extraña, sin embargo, porque ese sujeto se considera liberal de izquierda. En lo personal no tengo direcciones, pero como liberal no me puedo ver de izquierda.

Aquí el autor apela a la moral. ¿Cuál es el problema de que no nos guste algún grupo social en específico? Me parece que estamos en la libertad de sentir repugnancia por un negro (ejemplo) siempre y cuando no se les agreda. Y esto va ligado de las donaciones que recibe Ron Paul de diversos grupos fascistoides. Entiendo que no está bien visto que uno esté "aliado" con, en ese caso, el KKK, pero me parece absurdo criticar que Paul reciba dinero de ellos. Si los del KKK quieren donar, uno no tiene por qué rechazar el monto sólo porque son antiliberales. Es como si yo me abro una cuenta en el banco para financiar algún proyecto. No tengo por qué quejarme si algún comunista me da dinero.

En el punto en que sí coincido con el autor de esa crítica es el del aborto. Sin embargo, creo que ahí se da un problema de ética y la no agresión del liberalismo. ¿La madre tiene derecho de despojar de la vida a un ser que se está desarrollando o el embrión no puede considerarse con derechos? Como dijo Giuliani, "odio el aborto, pero estoy a favor la libertad de una mujer de decidir sobre su cuerpo".

No soy muy nacionalista que digamos, pero me parece que un país tiene todo el derecho de hacer con su territorio lo que se le pegue la gana. Nunca vi el problema del muro siempre y cuando se hiciera del lado americano. No creo en eso, pero es como si nosotros ponemos una barda en nuestra casa para que no entren personas no deseadas. ¿Estamos actuando mal? No lo creo.

Por cierto, y como último punto, creí que le criticarían el patrón oro, pero veo que no. Hay que aclarar que en este punto los liberales están bastante divididos. ¿Acaso no fue un liberal el que acabó con el Bretton Woods? ¿Y no los liberales austríacos pugnan por el regreso del patrón oro?